Los aminoácidos

enlace-peptidico
La union de dos aminoácidos se produce por el enlace peptídico que va formando cadenas de miles de aminoácidos en ocasiones rectas hy en otras ramificadas o incluyendo otros tipos de sustancias para formar las proteínas

Los aminoácidos son los ladrillos que forman las proteínas. Se unen unos  a otros por medio de las llamadas “Uniones Peptídicas” y forman cadenas de cientos hasta miles de unidades de acuerdo al tamaño de la proteína.

Su producción está regulada por el ADN y el ARN o sea el ácido desoxiribonucléotido que es el que se encuentra presente en los genes y en los cromosomas y el que transmite la herencia y toma el control de la forma en la que somos y aspectos tan pequeños como la tendencia a que las uñas de los pies se encarnen.

El ARN o ácido rinbonucleico es un intermediario entre el ADN y los sitios donde se fabrican las proteínas o sea que llevan partes del código genético determinando como se unen los diversos aminoácidos para formar una proteína diferente de otras.

El ADN o doble hélice es la base de la vida. Todos los seres vivos derivamos de una molécula primitiva que obtuvo la capacidad de replicarse a si misma separando las dos helices que la forman y generando otras nuevas
El ADN o doble hélice es la base de la vida.
Todos los seres vivos derivamos de una molécula primitiva que obtuvo la capacidad de replicarse a si misma separando las dos helices que la forman y generando otras nuevas

Los aminoácidos se clasifican en varias formas:

  • Por su cadena en ramificados y no ramificados
  • Por su tendencia a formar azúcares o ceto-acidos en glucogénicos y cetogénicos
  • Por la capacidad que tenemos de producirlos a partir de otros aminoácidos y otras sustancias en esenciales y no esenciales
  • Hay otras clasificaciones como si tienen o no azufre o si son aromáticos o sea con cadena cerrada o abierta.

Lo importante es que todos son necesarios para formar las proteínas aunque algunos podemos producirlos nosotros mismos y otros, los esenciales tenemos que recibirlos ya formados de parte de los alimentos animales o vegetales.

Es un mito creer que solamente los alimentos de origen animal tienen proteínas de alto valor nutricional ya que muchos vegetales como las leguminosas (frijoles, soya maní, lentejas, garbanzos y otros) algunos cereales como la quinoa, el trigo, la avena, la cebada y el maiz.

Lo que si es cierto es que la mayoría de los vegetales tienen un “aminograna” o sea la mezcla de aminoácidos en forma incompleta o sea que les faltan algunos de los esenciales pero podemos completarlos mezclando varios alimentos como las lentejas con arroz o el humus con pan de centeno.

La mayor parte de los alimentos de origen animal tienen todos los aminoácidos esenciales y algunos no esenciales de manera que no hay duda que es una forma más efectiva para adquirir esos nutrientes.

Veremos un poco de la función de algunos aminoácidos:

  1. Lisina: La Lisina es una aminoácido esencial que se encuentra en grandes cantidades en el tejido muscular.  Es necesaria para un buen crecimiento y desarrollo de los huesos, ayuda a la absorción de calcio, es fundamental para la formación de colágeno, enzimas, anticuerpos, y otros compuestos. Junto con la metionina, el hierro y la vitamina B6 interviene en la producción de Carnitina. Ayuda en la obtención de energía de las grasas y en la síntesis de las proteínas.
  2. Arginina: Es un aminoácido no esencial que tiene influencia en numerosos procesos y factores metabólicos. Para atletas tiene un rol de estimulador de la liberación de somatotropinas u hormonas del crecimiento. Los beneficios de un nivel más alto de somatotropina son la reducción de grasa corporal, mejor recuperación y cicatrización de heridas y un mayor incremento de la masa muscular. La Arginina también es un precursor de la Creatina, importante fuente de energía durante actividades de fuerza o con requerimientos de gran potencia. Ayuda, al igual que muchos otros aminoácidos a la remoción del amoníaco.
  3. Fenilalanina: Es un aminoácido esencial. Es precursor de otros aminoácidos, metabólicos y neurotransmisores. Es importante en los procesos de aprendizaje, memoria, control de apetito, deseo sexual, recuperación y desarrollo de tejidos, sistema inmunológico, control del dolor. Muchas veces es utilizado como un factor más en la lucha contra la depresión, pues interacciona con numerosos neurotransmisores.
  4. Metionina: La Metionina es un aminoácido esencial que interviene en diversos procesos metabólicos, todos ellos relacionados con la fabricación de compuestos importantes para un buen rendimiento muscular. Parte de sus funciones son las de remover del hígado residuos de procesos metabólicos, ayudar a reducir las grasas y a evitar el depósito de grasas en arterias y en el hígado.
  5. Histidina: La Histidina es un aminoácido esencial en infantes y no esencial en adultos, es decir que organismos adultos en condiciones adecuadas lo pueden producir. Es extremadamente importante en el crecimiento y reparación de tejidos, en la formación de glóbulos blancos y rojos. También tiene propiedades antiinflamatorias. Para atletas la Histidina es un aminoácido esencial facultativo (o sea que se puede producir pero es mejor agregar un poco para óptimo rendimiento) debido a que éstos experimentan una gran tasa de crecimiento y destrucción del tejido.
  6. Triptófano: El Triptófano es un aminoácido esencial presente en muchas comidas, como por ejemplo en lácteos. Es el precursor de un neurotransmisor denominado serotonina. Ayuda a controlar el ciclo de sueño y tiene propiedades antidepresivas. Los atletas lo utilizan porque incrementa los niveles de somatotropina permitiendo ganar masa muscular. También se ha reportado un incremento de la resistencia. En muchos países (incluyendo Estados Unidos y Argentina) está prohibido el uso de Triptófano sintético.
  7. Leucina: La Leucina es un aminoácido esencial del tipo cadena ramificada (BCAAs) que se encuentra en las proteínas. Es importante en la producción de energía durante el ejercicio. Estudios en atletas han reportado un crecimiento en el tamaño muscular y también mayor resistencia.
  8. Valina: Es un aminoácido esencial y es del tipo “ramificado”. Al igual que otros aminoácido como la Isoleucina y leucina, forma parte integral del tejido muscular y puede ser usado para conseguir energía por los músculos en ejercitación. Posibilita un balance de nitrógeno positivo e interviene en el metabolismo muscular y en la reparación de tejidos. Se vuelve mas esencial en pacientes con trauma severo o quemaduras, infecciones graves, cáncer o procesos de recuperación.
  9. Isoleucina: Es un aminoácido esencial también de cadena ramificada. Al igual que otros, forma parte integral del tejido muscular y puede ser usado para conseguir energía por los músculos en entrenamiento. Regula el azúcar en la sangre y es metabolizado para conseguir energía en el tejido muscular. Posibilita un balance de nitrógeno positivo e interviene en el metabolismo muscular y en la reparación de tejidos. Interviene en la formación de hemoglobina.
  10. Alanina: Este aminoácido se agrupa dentro de los no esenciales. Interviene en numerosos procesos bioquímicos del organismo que ocurren durante el ejercicio (producción de energía) ayudando a mantener el nivel de glucosa.
  11. Treonina: Es un aminoácido esencial que se encuentra en las proteínas Es un componente importante del colágeno, esmalte dental y tejidos. También le han encontrado propiedades antidepresivas (pacientes tratados por depresión han mostrado niveles bajos de Treonina). Es un agente lipotrópico, evita la acumulación de grasas en el hígado.

En resumen todos los aminoácidos son esenciales para la formación de las proteínas pero algunos los podemos producir a partir de otros más simples o de carbohidratos. Todos comparten el contenido de nitrógeno por lo que se les llama sustancias nitrogenadas.

Al metabolizarse producen alrededor de 4 Kcal por gramo pero no se queman totalmente como los carbohidratos o las grasas por lo que dejan residuos que tienen que expulsarse del cuerpo por medio de la orina como el nitrógeno ureico y la creatinina por lo que las personas con insuficiencia renal o hepática deben consumir proteínas con moderación para evitar el acúmulo de residuos tóxicos en el organismo.

Regresar al indice

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *